La nueva manifestación de la Obsolescencia Programada en HD (High Definition)

Share:
Las frases del tipo, actualizarse o morir, están muy bien siempre y cuando puedas actualizar, en el caso que voy a exponer, un bien, sin necesidad de desecharlo.
 
 

Sí, me refiero a las televisiones, ahora ofrecen una calidad insuperable (hasta que llegue una innovación que la supere) denominada HD, High Definition, mediante el cual podemos ver las películas, series... con una calidad mucho mayor a la de antes. Hasta aquí todo bien, mejor dicho, muy bien, ya que supone un gran avance.

El problema lo encontramos cuando queremos actualizar el televisor antiguo para poder visualizar la televisión en formato HD, simplemente no podemos.

Tenemos que comprar otro que incorpore este sistema, algo realmente absurdo y evitable si lanzaran al mercado una actualización del televisor de modo que pudiera disponer de la opción HD.

Pero llevar a cabo esta operación supondría que más de una empresa y más de dos, dejaran de embolsarse miles de millones con las nuevas televisiones.

Y es porque directamente, las televisiones anteriores no fueron diseñadas para "actualizarse", para incorporar el nuevo dispositivo HD, sería necesario cambiar la resolución de la pantalla, por lo que de nuevo resulta más rentable tirar y comprar, que arreglar.

HISTORIA DEL HD, OTRO POSIBLE CASO DE OBSOLESCENCIA PROGRAMADA:

La alta definición, conocida en inglés como High Definition (HD), es un proyecto que tiene más de 40 años de existencia, el cual se inició cuando la tecnología era aún analógica.

Pretendía:
  1. Elevar el número de líneas. PAL, de 625 pasaba a 1250. NTSC, de 525 a 1150. 
  2. Relación de aspecto: de 4:3 pasaba a 16:9, un formato más alargado, parecido a los formatos panorámicos cinematográficos (Cinemascope, Panavisión, etc.).
  3. Elevar también la frecuencia de cuadro: de 25 imágenes por segundo al doble.
  4. También más calidad de audio. Comparable a la obtenida en la reproducción de CD.


Llegaron a salir dos formatos de alta definición: Muse Narrow y HD Mac, pero el grave problema que tenían estos formatos era que el ancho de banda (36MHz) que necesitaban para emitir la señal de televisión era mucho mayor que el que permitía la televisión analógica.

En Europa se intentó a toda costa que fuera compatible con el PAL con la creación de un formato híbrido D2-Mac, En Japón, en cambio, ignoraron la compatibilidad con el PAL y el NTSC. En Japón se desarrolló más, pero en los dos sitios terminó siendo un fracaso absoluto.

PROBABLEMENTE POR FALTA DE INVESTIGACIÓN.

No hay comentarios