El economista digital

El tipo de interés hipotecario y algunos datos vinculados con su evolución

Los tipos de interés de los préstamos hipotecarios, son la preocupación más grande en estos tiempos para aquellas personas que tengan en mente la importante decisión de comprar una vivienda. Marcan el coste de la financiación para los clientes, por lo que del estudio de su evolución con el paso del tiempo, debe depender en gran medida el dar o no el paso definitivo, sabiendo a ciencia cierta si estamos en un momento adecuado para hipotecarnos. 
Una herramienta útil que puede ayudarnos son los simuladores: con apenas unos clics y desde  cualquier aparato electrónico, calcula hipotecas con simuladores como el de ING.

interes hipotecario


En febrero, el tipo de interés medio de las hipotecas concedidas para los hogares subió poco más de 3 décimas (3,17 % para ser exactos). Eso, después de que en enero hubiesen caído al mínimo. Desde el pasado 2009, de media había descendido 2,23 puntos porcentuales. Esto se explica fundamentalmente por el desplome del interés en aquellas hipotecas a tipo fijo, las cuales mostraron en febrero el 3,21 %, en comparación con el 6,47 % de idéntico mes del 2009. La bajada de tipos puede explicarse fundamentalmente por la difícil conjetura económica que todavía se atraviesa, y también por las medidas aplicadas por el BCE.
Desde que empezó allá en 2009 la estadística del INE (el Instituto Nacional de Estadística), los tipos de interés que se asociaban con los contratos hipotecarios han ido disminuyendo, desde un 5 %, hasta situarse aproximadamente sobre el 3,1 o 3,2 %.
Los intereses a tipo fijo mostraron máximos en marzo de aquel año, cuando llegaron al 6,74 % de media. Tras unas cuantas primaveras, desde el verano del año pasado (agosto), el interés medio del tipo fijo se ha situado por debajo de la mitad que se correspondía con el máximo que figuraba históricamente.
Por su parte, el interés de aquellas hipotecas a tipo variable, mostró su nivel máximo en enero de 2009 (5,38 %). Cuando únicamente había transcurrido un cuatrimestre desde ese momento, bajó un punto, y hasta el 2011, en marzo, no consiguió descender otro, hasta el 3,38 %. El tipo de interés de carácter variable estuvo siempre por encima de estos términos porcentuales hasta 2014 (diciembre). En aquel instante, las hipotecas marcaron de nuevo un 3,38 % en las de tipo variable.
Desde que empezó el año 2015, no ha subido otra vez del 3,3 % de media, registrando su valor más bajo de interés medio en septiembre del año pasado (3,11 %).
Paulatinamente, sin prisa pero sin pausa, la importancia de las hipotecas que presentan un interés a tipo fijo ha ido incrementándose, especialmente, durante el último periodo anual. Hasta hace relativamente poco, estas hipotecas no suponían más del 10 % de la totalidad de las entregadas mes a mes. No obstante, desde mayo del año pasado, no ha descendido del 20%, registrando su nivel más alto el pasado febrero, con un 38,3 % de hipotecas que se concedieron en el mes más corto del año.
En base a las estimaciones de distintos expertos, se prevén al menos 3 años más con tipos de interés en mínimos. El BCE mantendrá su hoja de ruta, y los nuevos recortes harán acto de presencia en abril; los cuales, se prolongarán como mínimo hasta diciembre.
Compartir en Google Plus