Formación superior orientada al mercado laboral

Uno de los principales problemas del mundo académico, o mejor dicho, una de las mayores críticas, a menudo se centra en la falta de conexión entre la formación superior y el mercado de trabajo.

Sin embargo, los contenidos teóricos (que al igual que se memorizan se olvidan) se ven sustituidos por competencias y habilidades, útiles no solo para el ámbito laboral, sino también para otras muchas situaciones del día a día.

En lugar de memorizar el desarrollo de una larga y compleja fórmula matemática, las universidades deben ser capaces de transmitir el conocimiento analítico que permita a los estudiantes desarrollar un conjunto de habilidades y competencias.

libro


Además, la formación debe orientarse a las necesidades del mercado. Por ejemplo, en ciudades con gran afluencia de turistas como Barcelona, cursar un Grado en Turismo tendrá más potencial y posibilidades de encontrar empleo que cursarlo en un lugar que prácticamente no recibe estudiantes. Movilidad geográfica a parte (es posible estudiar en un lugar en el que no hay casi turistas y desplazarse a Barcelona), es más sencillo conectar universidad con trabajo en un lugar en el que poder realizar prácticas durante el período de aprendizaje y estar en continuo contacto con el entorno empresarial.

Casos como el de la Universidad Mediterrani de Barcelona, representan el ejemplo práctico de formación práctica orientada a mejorar la empleabilidad, además de la adquisición de los conocimientos teóricos básicos.

En la universidad mencionada anteriormente, elaboran un perfil profesional competencial, con las cualidades y habilidades (puntos fuertes) de cada candidato, enviando las mismas de manera directa a las empresas, conectando de esta forma el mundo académico con el laboral.

Las universidades disruptivas, a menudo incorporan programas de aprendizaje de idiomas, clases en las que el alumno se convierte en profesor realizando sesiones de networking en las que en lugar de intercambiar tarjetas de contacto, se comparten conocimientos, a la vez que se desarrollan habilidades interpersonales y de comunicación de un gran valor.


Campus virtuales, un espacio de intercambio de conocimiento


Cada vez son más populares los foros virtuales por parte de Universidades, en los que los alumnos pueden compartir apuntes de la carrera o comentar con los compañeros de clase algunas dudas que puedan surgir con alguna asignatura determinada. De esta forma, las fortalezas de unos alumnos, permiten ayudar los puntos débiles de otros estudiantes y viceversa. Dando lugar a una especie de “aprendizaje colaborativo” e intercambio cultural.
Las tecnologías de la información y la comunicación, han propiciado en gran medida la conexión del mundo académico y el mercado de trabajo.

La importancia de elegir (adecuadamente) una carrera


Debes tener en cuenta dos criterios a la hora de elegir una carrera, cuyo peso debe ser del 50% cada uno. En primer lugar, que te guste la disciplina que vas a estudiar y a la que te vas a dedicar el resto de tu vida y en segundo lugar, que dicha carrera tenga una alta tasa de empleabilidad. Resulta especialmente importante, en períodos como el actual en el que existen altos niveles de desempleo.

Compartir en Google Plus

0 comentarios :

Publicar un comentario en la entrada