Propuesta para la creación de empleo local en España

En los programas electorales, en la categoría de empleo, siempre escuchamos medidas orientadas a las grandes empresas. Las enfocadas a las pequeñas y medianas empresas (en caso de haberlas) son una minoría.

Sin embargo, el motor de empleo en la economía española no es para nada la gran empresa, si no la PYME a la que cada día vamos a comprar el pan, comprar nuestro periódico, unos pantalones o unos cuadernos.

Según el Directorio Central de Empresas (DIRCE), a 1 de enero del año 2014 había en España 3.114.361 empresas, de las cuales 3.110.522 (99,88%) son PYME (entre 0 y 249 asalariados).


Las políticas orientadas al 0,12%


Si en lugar de priorizar políticas a las grandes empresas, que representan tan sólo el 0,12% del tejido empresarial español, se facilitara la creación de pequeñas y medianas empresas, la autoempleabilidad y el emprendimiento pasarían de ser cuestiones de las que hablan los políticos en las tertulias televisivas a una realidad.

Propuesta para la creación de empleo local

1.-Supresión de la cuota de la seguridad social

Hay autónomos que comienzan su negocio perdiendo más de 200€ al mes, la clientela no se gana de la noche a la mañana. Crear un sistema de tributación en función del nivel de ingresos, permitiría un mejor registro y control de la actividad empresarial por parte de la Hacienda Pública y daría incentivos a abrir un nuevo negocio.

2.-Ayudas al alquiler

En zonas rurales y pequeños municipios españoles, encontramos innumerables ejemplos de edificios "cerrados a cal y canto". A pesar de tener todos los permisos de local comercial en regla y disponer de alquileres bajos, la gente no se atreve a dar el paso de abrir una PYME debido al alto riesgo de que fracase explicado en buena medida por la escasez de clientes.

Subvenciones de 250€ al mes para el pago del alquiler del local, podrían suponer la diferencia de ver "pueblos fantasma" a calles iluminadas y llenas de pequeños establecimientos comerciales.

3.-Ayudas al comercio local

Uno de los problemas de muchos pequeños municipios es la movilidad geográfica por parte de su población a grandes ciudades, en búsqueda de mayores opciones de empleo, o bien la emigración al extranjero.

Creando sistemas de ayudas vinculadas directamente a la apertura de un comercio, las localidades más pequeñas podrían retener a sus ciudadanos y captar nuevos habitantes.

Por ejemplo: servicio de guardería gratuito para aquellos que abran un nuevo negocio, aparcamiento gratuito, etc.




Compartir en Google Plus

0 comentarios :

Publicar un comentario en la entrada