Así de fácil es invertir en bolsa desde casa

Hace unos años si le hubiéramos preguntado a muchos inversores acerca de la posibilidad de invertir sin salir de casa, nos habrían mirado con cara de incrédulos en el mejor de los casos.

Y es que parecía impensable comprar o vender acciones mientras desayunamos en la cocina o seguimos las últimas noticias desde nuestro despacho.

A nuestra mente llegan las imágenes de las películas clásicas de Wall Street, en la que los brokers se dejaban la garganta ejecutando las operaciones. Sin embargo, hay algo de lo que mucha gente no se da cuenta, o al menos no lo menciona, los traders (inversores), tenían que lanzar sus operaciones contactando directamente con un broker, bien por teléfono o en un face to face (cara a cara).



Esto suponía una gran pérdida de tiempo y un fuerte desajuste temporal desde el momento en que queríamos comprar o vender al preciso instante en que la operación se materializaba.

Podíamos calcular una tendencia a la perfección, que, hasta el momento en el que se ejecutaba la orden, el cambio ya había tenido lugar y lo que antes era alcista, ahora era bajista.

Por lo que invertir, se convertía en poco más que en una apuesta arriesgada (invertir intradía debería ser algo similar a ir al hipódromo y apostar en las carreras de caballos).

En la actualidad invertir en bolsa online, presenta múltiples ventajas, además de las mencionadas anteriormente frente a la forma tradicional de invertir, destaca su sencillez.


¿Qué necesitamos para invertir en bolsa desde casa?


1.- Un ordenador con acceso a internet

Lo primero es tener el dispositivo con el que monitorizaremos la actividad y ejecutaremos las órdenes de compra y venta.

Personalmente, aunque es posible ejecutar órdenes ya desde otros dispositivos como smartphones o tablets, recomiendo un ordenador y si es posible con salida a un par de pantallas que nos permitan no perder de vista en ningún momento las gráficas.

Sobra decir que necesita tener acceso a internet.

2.- Un broker

El siguiente paso es seleccionar el intermediario, para que podamos operar en bolsa. Debemos ser cautos en este punto, puesto que hay algunas compañías ilegales que se dedican a estafar a la gente.

Busca un broker de calidad que cumpla todos los requisitos legales. Realiza una pequeña investigación para ver si tiene todos los certificados necesarios para operar y busca valoraciones y comentarios en la red.

3.- Cultura financiera

Si no sabes qué es lo que compras y vendes, difícilmente sabrás cómo ganar dinero con ello. ¿Sabes cómo se encuentra el mejor libro de bolsa? leyendo!


4.- Capital

Seguro que has escuchado alguna vez la expresión "dinero llama dinero", pues bien, a menos que seas un auténtico experto en el uso de apalancamiento, necesitas capital para obtener rentabilidad. Con 50€ poco vas a hacer en bolsa, pero abrir una cuenta de un importe reducido te puede ayudar a tener una primera toma de contacto con los mercados financieros.


El coste de invertir en bolsa desde tu casa es mínimo, el riesgo está en la cantidad de dinero que expongas (como con todo en esta vida, puedes ganar o perder)



Compartir en Google Plus

0 comentarios :

Publicar un comentario en la entrada