Fomentar la creación de PYMES para diversificar el riesgo de desempleo

 
 
 
El Estado a menudo deja de lado a autónomos y PYMES que tienen que correr muchos más riesgos que las grandes Sociedades Anónimas y limitadas, pues a menudo responden con su propio capital.
 
Se suele centrar mucho en las grandes empresas, o grupos de presión, dirigidas por señores que tienen gran cantidad de sacos con el símbolo del euro que el político de turno está encantado en recibir.
 
Es cierto que las grandes empresas generan mucho empleo, pero también acumulan un gran riesgo de desempleo.
 
Si fomentamos la creación de PYMES diversificaremos el riesgo de desempleo, de modo que si quiebra una PYME, se perderán 1 ó 2 empleos, mientras que cuando quiebra una gran empresa, las pérdidas son mucho más cuantiosas.
 
Crearíamos un mercado más competitivo con precios más bajos y con gran número de oferentes y demandantes, acercándonos a la competencia perfecta.
 
Sin embargo, cuando una empresa como Fagor , se viene abajo, las consecuencias son pésimas, disparándose el desempleo.


Compartir en Google Plus